• Español
  • Inglés

Horario : Lunes a Viernes 10-14h y 16-20h  - Contacto : Nuestra clínica dental en Alcalá de Henares: 912 61 97 25/44

Pulpitis. Dolor Dental. Clínica Dental en Alcalá de Henares

Pulpitis, una razón de dolor dental

Pulpitis es la infección o la inflamación de la pulpa dentaria provocada por estímulos nocivos de variada índole, como bacterias, cambios de temperatura, agresiones químicas, traumatismos, etc. La pulpa dental es lo que muchos entienden como el nervio del diente, este contiene vasos sanguíneos y tejido nervioso.

Cuando la pulpa dental se irrita generando hinchazón este aumento de presión puede apretar los nervios que recorren el interior de la pulpa dental y estos envían la señal de dolor a nuestro cerebro. Sin embargo, este tejido no contiene ninguna terminación nerviosa propioceptiva, por lo que el paciente es incapaz de localizar con seguridad el diente afectado.

Por eso es importante en odontología general hacer un seguimiento del proceso de salud dental tanto en el plano preventivo como en el de tratamientos. Tener la boca sana nos va a evitar multitud de problemas de salud, no sólo relacionados el tema dental.

Por otra parte, hay dos tipos de pulpitis, reversible e irreversible:

Pulpitis reversible. El síntoma es la sensación de dolor o sensiblidad difusa al calor o al frío seguida, según los casos, de punzadas agudas. Dependiendo de la causa de la inflamación y el alcance de la exposición de la pulpa, la pulpitis puede invertirse cuando la causa de la pulpitis se ha eliminado y el diente reparado. Ciertos medicamentos pueden ser utilizados durante los procedimientos de restauración, en un esfuerzo para mantener el diente vivo.

Pulpitis irreversible. Es una inflamación severa de la pulpa dental. La pulpitis irreversible a menudo se produce después de la pulpitis reversible cuando la causa de la pulpitis no se ha eliminado. Los síntomas son dolor sordo y palpitante que puede prolongarse durante horas. El calor y el frío agudizan este dolor. Si la inflamación se extiende a los tejidos periapicales, el diente se volverá más sensible a la presión.

El diagnóstico de pulpitis se realiza atendiendo a los resultados de un test de vitalidad pulpar. Se usan también radiografías de la zona afectada. La capacidad de la pulpa para recuperarse de las lesiones sufridas depende de su suministro de sangre. En las etapas iniciales de la patología, es posible recetar antibióticos o antiinflamatorios no esteroideos.

Para los casos de pulpitis reversible, nuestros dentistas en Alcalá de Henares recomienda eliminar la caries, con una endodoncia si es necesario; aplicar un sedante suave y restaurar permanentemente la zona con la protección adecuada. La pulpitis irreversible se trata en ocasiones con la extirpación de la pulpa, ya que esta puede sufrir un proceso de necrosis debido al estrangulamiento de los vasos sanguíneos.

Es recomendable que nos visites en Saludalia Dental Alcalá de Henares al sentir dolor o sensibilidad pulpar, pues, en caso de no recibir tratamiento, estos síntomas pueden hacerse crónicos, es decir, existe el riesgo de que la pulpitis reversible se exacerbe en forma de pulpitis irreversible.

Pulpitis, una razón de dolor dental
Vota

Este sitio web utiliza cookies para mejorar la experiencia del usuario. Más información

Las opciones de cookies en este sitio web están configuradas para "permitir cookies" y así poder ofrecerte una mejor experiencia de navegación. Si sigues navegando por este sitio web o haces clic en "Aceptar", estarás consintiendo el uso cookies de este sitio. Política de Cookies

Cerrar