Horario : Lunes a Viernes 10-14h y 16-20:30h   - Contacto : Clínica dental Alcalá de Henares: 912 61 97 25/44 pedir cita facebook twitter

Anomalías de forma

La mayoría de las deformaciones dentales ocurren entre la sexta y octava semana de vida intrauterina debido a que en este periodo se produce la transformación de estructuras embrionarias importantes como son el saco dentario, papila dentaria y el órgano dentario que en el proceso de histodiferenciación darán lugar a la formación del esmalte, dentina y cemento. La odontogénesis es el proceso de formación del diente, el cual es continuo, se inicia con la formación de la corona y termina con la formación de la raíz, la capacidad de formación de la dentina continua durante toda la vida del diente. Las anomalías dentales son malformaciones congénitas de los tejidos del diente que se dan por falta o por aumento en el desarrollo de estos, estas pueden ser de forma, número, tamaño, de estructura, de posición incluso pueden provocar retraso en el cambio de los decíduos a los permanentes y en algunas ocasiones falta de desarrollo de los maxilares.

Las Anomalías de forma pueden ser:

  • Conoidismo o diente conoide: es un diente con la corona en forma de cono. Es más frecuente en dientes anteriores, especialmente en incisivo lateral superior y en supernumerarios.
  • Cúspides y tubérculos accesorios: hace referencia a la anatomía de la corona respecto al número de cúspides o de excrecencias (tubérculos).
  • Dens in dente o diente invaginado: es infrecuente. Consiste en la penetración del esmalte en el interior de la corona. La imagen radiográfica es muy característica pues aparece como si fuera un diente dentro de otro.
  • Perlas del esmalte: es una alteración en la superficie radicular del diente. Son pequeñas formaciones blanquecinas redondeadas y adheridas a la superficie radicular. En condiciones normales la capa externa de la raíz es de cemento.